La hoja de laurel combate insomnio, presión alta y más

laurel

El laurel es una planta que se puede considerar común, Según estudios tiene dos componentes, el cineol y el eugenol.

Son los que le otorgan al laurel su propiedad principal: facilitar las digestiones, así como prevenir la acidez y reducir los gases presentes en el conducto digestivo y que tantas molestias ocasionan.

Además de esto, el laurel tiene efectos bactericidas, antisépticos, expectorantes y antiinflamatorios.

Por lo que está recomendado para las afecciones del aparato respiratorio como, por ejemplo, gripe, faringitis o bronquitis.

Ingredientes: 30 gramos de laurel (hojas secas), Agua.

Procedimiento y uso: Hierve el agua y agrega las hojas secas, cocina por unos minutos, luego retira del fuego, tapa la olla y deja reposar hasta que enfríe. Por ultimo debes colar la mezcla y servir. Si lo deseas puedes usar un edulcorante natural para que el sabor del té mejore. Lo mejor es que bebas este té por las mañanas en ayunas y en las noches antes de dormir.

OTROS BENEFICIOS

Las hojas de laurel nos ofrecen una buena dosis de vitaminas A, C, Magnesio, Calcio, Manganeso, Potasio y Hierro. Las hojas de laurel calman dolores en el cuerpo. Cuando estés muy cansado(a) te sugiero que hagas una cocción de unas 5 hojas de laurel en 1 litro de agua y añádelo al agua de la tina de baño, toma un baño por unos 15 minutos. Esto alivia dolores musculares y rejuvenecer el cuerpo. Las Hojas de Laurel son muy beneficiosas para ayudar con el dolor de la artritis. Para eso, frota aceite de laurel en las articulaciones inflamadas, y eso te ayudara a reducir el dolor.

Las Hojas de Laurel tienen propiedades antibacterianas y antifúngicas. Utiliza una compresa caliente con la infusión de las hojas de laurel para curar infecciones de la piel. Las Hojas de Laurel pueden mejorar la sensibilidad a la insulina y son útiles en la regulación del azúcar en la sangre. Esto convierte al Laurel en una gran hierba de elección para los que tratan con diabetes o simplemente quieren un poco más de ayuda para mantener el azúcar en la sangre bajo control.

Las Hojas de Laurel ayudan en la digestión, eliminando la flatulencia y cólicos. Ayuda a las personas que tienen úlceras estomacales. El consumo de hojas de laurel en un té puede ayudar a aliviar los síntomas de la tos, resfriados, gripes u otro tipo de infecciones respiratorias.

Para esto, toma una taza de té de hojas de laurel todos los días y aplícate compresas calientes en el pecho con una infusión de hojas de laurel. Una infusión de las hojas de laurel también se puede utilizar como un enjuague en el cabello para mantener la caspa fuera de la vista. El Laurel actúa como una repelente natural contra insectos.